Autoridades nacionales asisten a velorio de Alfonso Orueta en Rancagua

A raíz de un inesperado ataque fulminante ocurrido a eso de las 18 hrs. del miércoles 3 de octubre, falleció en Rancagua el ex Superintendente de Bo

Ministra(s) Díaz destaca implementación de Escuelas Abiertas en zonas afectadas por los incendios forestales
En pleno centro de Rancagua autoridades difunden Ley de Retención Infantil
Más de 280 niños concluyeron sus Vacaciones en mi Jardín

A raíz de un inesperado ataque fulminante ocurrido a eso de las 18 hrs. del miércoles 3 de octubre, falleció en Rancagua el ex Superintendente de Bomberos, Alfonso Orueta, quien dejó de existir a los 82 años de edad.

Producto de su destacada participación en diversas áreas de la sociedad, Orueta era reconocido por la ciudadanía en su totalidad. No sólo dedicó su vida al servicio bomberil, sino también a la política, educación y administración dirigencial. “Era un hombre extraordinario, capaz de ser amigo de sus enemigos. Él sólo vivía por el bienestar de la sociedad, porque llevaba en el alma el servicio público, ayudando a todo aquel que se cruzara en su camino. Un digno ejemplo que debieran tomar todos los jóvenes de la región y el país”, destaca el Ministro de Defensa, Andrés Allamand, quien viajó hasta Rancagua para estar con uno de sus mejores amigos de la juventud.

“Siempre se tomaba los problemas con una cuota de humor que nos sorprendía a todos. Cuando fue alcalde de Rancagua o Presidente de O’Higgins, recuerdo que debió enfrentar severas dificultades que sacó adelante gracias a su enorme deseo de compañerismo y bienestar. Contagiaba con esas ganas de superar cualquier obstáculo y estoy seguro de que deja un gran legado para las nuevas generaciones. La presencia de toda esta gente en su velorio demuestra lo mucho que era querido por todos, sin importar el color político ni la tendencia social. Le doy las gracias por habernos dejado tanto al momento de partir”, agrega el titular de Defensa.

Por su parte, el Intendente y Presidente del Gobierno Regional, Patricio Rey Sommer, subraya que “Poncho era una personalidad bastante especial para Rancagua, la región y el país. Era un apasionado del servicio público y tenía una increíble capacidad para resolver los problemas. También tenía la habilidad de encontrar acuerdos entre distintas posturas que siempre se enfrentaban en política, lo cual es digno de destacar. Un gran hombre, que deja un gran legado al partir”.

Finalmente, el Superintendente del Cuerpo de Bomberos de Rancagua, Marcelo Muñoz Cavieres, recuerda a Alfonso Orueta como “aquel que supo transmitir valores y principios a todos quienes tuvimos el privilegio de compartir con él. Era reconocido en cada lugar que íbamos, y siempre hablaban bien de su persona, sin importar la creencia o perfil de quien estuviera dando su opinión. Nos llena de orgullo haber contado con alguien tan importante para la institución, que enaltece profundamente al bombero chileno. Simplemente gracias por haber estado tantos años al servicio de la ciudadanía en la región”.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 2